Se cuela por la ventana y le da los buenos días a su vecino

La preciosa Bailey Brooke llevaba semanas obsesionada con su vecino, cada vez que lo pillaba saliendo de casa lo miraba con cara de deseo pensando que algún día tendría su polla para ella sola. Una mañana, con un calentón que casi no la dejaba ni respirar, se coló en casa del vecino mientras él dormía plácidamente y sin mediar palabra con él, le dio los buenos días haciéndole una maravillosa mamada que le puso la polla dura al instante, para luego follar rico intentando hacer el mínimo ruido posible para que la joven se pudiera ir de allí sin que nadie se enterara de nada.

Agregado el: 16-marzo-2020Visto: 79.492 veces

Zona de comentarios

Vídeos relacionados