Viejo jubilado contrata los servicios de una negra muy puta

Estamos en navidad y todo el mundo necesita un poco de amor en su vida, es por ello que este viejo jubilado ha decidido contratar los servicios de una prostituta negra con unas tetas muy grandes para pasar una noche en compañía, y de paso también, volver a sentirse joven penetrándola a cuatro patas sobre su cama mientras al mismo tiempo la agarra por sus tetazas.

Agregado el: 28-diciembre-2016Visto: 118443 veces Duración: 07:00 minutos