Rebeka por fin pudo disfrutar de su primer pollón negro

Rebeka es de esas mujeres que empezaron a hacer porno porque les encanta el sexo libre, pero a pesar de que esta mujer ya había rodado todo tipo de escena, aún le quedaba disfrutar de un pollón negro para ella sola. Por eso, cuando desde la productora Faking le ofrecieron rodar una escena interracial con un mulato muy bien dotado, Rebeka se puso muy contenta y se preparó para la ocasión depilándose todos y cada uno de los rincones de su cuerpo, y cuando empezó la acción, disfrutó de principio a fin del buen sexo que le regaló su compañero de escena.

Agregado el: 3-septiembre-2020Visto: 86.735 veces

Zona de comentarios

Vídeos relacionados