Fue a por un masaje y recibió una tremenda follada

Jade Jantzen tenía una pequeña contractura así que decidió ir a un masajista para intentar aliviar el dolor. El masajista resultó ser un chico negro musculoso que parecía un armario empotrado, justo el tipo de hombre que le gusta a ella… de ahí que mientras la tocaba, su coño no paraba de humedecerse y parece que el masajista lo notó, porque en un momento dado sus manos se fueron directamente a su panochita, lo que provocó que la chica se pusiera aún más caliente y terminaran los dos follando a lo bestia como si llevaran toda la vida haciéndolo juntos.

Agregado: 2-abril-2024Duración: 11:28 minutos Visto: 32.775 veces

Vídeos relacionados