Después de un duro trabajo se come un rico coño para almorzar

Después de pasarse toda la mañana trabajando duro bajo el intenso calor, cuando pir fin llegó la hora del amuerzo recogió sus enseres y se fue a un restaurante barato a comer algo. De repente, la camarare aparece vestida unicamente con un delantan y le sirve una sabrosa manzana, pero después de pasarse todo el día trabajan lo que menos le apetecía era comer fruta, de hecho aprovechando la situación prefirió ponerle la manzana en la boca a su camarera, colocarla a cuatro patas encima del plato y comerle el sabroso coño para después meterle una intensa follada vaginal.

Agregado el: 23-marzo-2019 Visto: 146.541 veces

Zona de comentarios

Vídeos relacionado