Convivir con dos azafatas tan golfas no es nada sencillo

Somos muchos los que sentimos envidia de este chaval por vivir en la misma casa con dos azafatas muy golfas que, cuando no están trabajando, están pensando en tener orgasmos. Pero la realidad es que no es nada sencillo convivir con estas dos chicas, porque cuando están en casa se pasan el día acosando al pobre chaval e intentando tener sexo con él, y aunque es verdad que se esfuerza por satisfacerlas, la realidad es que el pobre acaba los días completamente agotado porque cuando no se las folla de manera individual, se monta tríos como este donde hay mucha caña.

Agregado el: 19-mayo-2020Visto: 87.074 veces

Zona de comentarios

Vídeos relacionados